sábado, 5 de abril de 2008

El último tren del Terraplén.

Ayer día 4 de abril de 2008, las Asociaciones de Vecinos de San Marcelino, San Vicente y Camin Reial, junto a miembros de otras asociaciones de vecinos invitadas como la de Patraix, representantes de la Junta Directiva de la Federación de Vecinos y una amplia representación de concejales del Ayuntamiento de Valencia: Alfonso Grau (PP) y Carmen Alborch, Rafa Rubio, Carmina del Río y Juan Soto (PSOE), recorrimos el denominado “último viaje del tren del terraplén”. Un viaje desde Valencia a Aldaya, donde su encantadora alcaldesa, Empar Navarro nos recibió y nos enseñó la localidad, para posteriormente volver a Valencia, por la vía que en unos días pasará a ser historia.
Históricamente la ciudad de Valencia, estaba rodeada y ahogada de vías de ferrocarril, las que venían del Puerto, las que iban camino de Aragón y Cataluña que salían por la actual Avenida de Serrería, al igual que la actual Avenida de Aragón, donde se ubicaba la estación Churra.
Los cercanías que salían de la Estacioneta de Jesús que junto a los trenes que iban camino de Castilla y de Madrid, rodeaban al barrio de Patraix por las calles de Campos Crespo y Tres Forques.
Tras la devastadora riada de 1957, se plateó llevar a cabo un nuevo modelo de ciudad en donde entre otras cosas se debían de eliminar estas barreras de hierro así como las decenas de pasos a nivel que acechaban a toda la urbe.
Así pues poco a poco se fueron eliminando todas estas barraras, siendo la última obra importante, en tiempos de Felipe González, cuando se soterraron las vías que van hacia Aragón y Cataluña, que en la actualidad van bajo el asfalto de la Avenida de Serrería.
Ahora de nuevo un Gobierno Socialista, es el que va a cometer lo que va a suponer el principio del fin de la explanada de vías que divide Valencia en dos, y en consecuencia el inicio del denominado Parque Central, que ha sido promesa electoral desde hace más de dos décadas en los programas de todos los partidos.
Se va a enterrar la vía de los cercanías y regionales provenientes de Cuenca, de la Plana Utiel-Requena, hoya de Buñol y l´horta sud; todo ello va incardinado a la entrada bajo tierra del AVE, prevista su llegada por el Gobierno para el 2010; de esta manera, los barrios de San Marcelino, San Vicente y Camin Reial, dejarán de estar divididos por un enorme talud, lo que además de movilidad y seguridad acarreará menos ruido, contaminación y degradación en el entorno.
Así pues enhorabuena a tod@s los vecin@s de estos barrios, de la ciudad en general, y también comprobar una vez más las falacias del PP, y evidenciar, que de nuevo un Gobierno del PSOE, es el que está ejecutando tan importante y vital obra para la ciudad de Valencia.


No hay comentarios: