viernes, 13 de abril de 2012

EL VALLECILLO (TERUEL) SALE EN DEFENSA DE SU PATRIMONIO NATURAL

Molino de San Pedro. El Vallecillo (Teruel)

El pasado verano descubrí un lugar del que había oído hablar en varias ocasiones pero al que nunca había ido, se trataba del pueblo del Vallecillo, una pequeña localidad de la zona oeste de la Sierra de Albarracín, que cuenta en torno a 60 habitantes, y que dista de la capital turolense a unos 56 kilómetros.

En dicho término municipal y a escasos metros del río Tajo que nace en la vertiente contraria, se encuentra el nacimiento del río Cabriel, uno de los ríos más salvajes (en el buen concepto del término) de todo el país.

Aunque su cauce viene desde unos 10 kilómetros antes de arribar al pueblo, éste surge en los denominados ojos del Cabriel, a los pies del caserío, para llegar poco después al paraje conocido como Molino de San Pedro.

Este paraje que es del tema que realmente os quiero contar, está compuesto por una impresionante cascada natural, bajo la cual se encontraba desde tiempos inmemoriales un antiguo molino harinero, que a través de un caz aprovechaba la fuerza hidráulica del río para moler el trigo.

Es un lugar de belleza insólita, e ideal para el baño y recreo en la época estival.

El día que el grupo de amigos visitamos el lugar, rondaba los 38 grados centígrados, pero el baño se hacía costoso por lo frío de las aguas recién brotadas del subsuelo.

Día de asueto y recreo en el Molino de San Pedro

Estando allí observamos que lo que se suponía era el antiguo molino, estaba siendo reconstruido con materiales, formas, y dimensiones que desde luego en un primer momento resultaban un verdadero impacto visual, y nada acorde con el paisaje que lo rodeaba.

Al poco unos vecinos del Vallecillo nos explicaron la gran polémica que había surgido con esa obra, la cual calificaban como “una vergüenza y una frustración para el pueblo”. Y es que parece ser que los antiguos restos del molino tenían dueños y que éstos con la permisividad de las autoridades habían decidido construir un complejo hotelero de características rurales, sobre los cimientos del viejo molino.

Obras del hotel junto al río Cabriel

Los vecinos argumentaban con mucha razón a mi juicio que era un verdadero crimen medioambiental abocar las aguas sucias de un complejo hotelero a un río recién brotado, y de cuyas aguas se puede beber directamente. Que un complejo hotelero de las dimensiones que se pretendía, tiene muchos desperdicios, además de las aguas sucias orgánicas de las deposiciones humanas, se verterían al río lejías, detergentes, aceites… ya que era imposible la construcción de una depuradora adrede para esta infraestructura.

También comentaban estos vecinos que al estar en la misma orilla del río, sería una obra con peligro de inundabilidad, que sería complicado instalar una red de alcantarillado, y que los servicios para el suministro de agua potable y de electricidad, supondrían otro impacto mayor para todo el entorno, yendo en contra de la catalogación de reserva de la bioesfera como así pretendían los vecinos y las administraciones desde hacía varios años.

Pero lo que más soliviantaba al vecindario es lo publicado en el Boletín Oficial de Aragón, relativo a que “no es necesaria la evaluación del impacto ambiental (…) por la reducida dimensión del proyecto, (…) o por la reducida utilización de recursos naturales…”

La cuestión es que toda esta indignación, conllevó a movilizaciones varias, creación de páginas webs reivindicativas, etc… (http://actuable.es/peticiones/stop-cloaca-molino-san-pedro,) grupo del Facebook “Paremos la cloaca del Molino de San Pedro).

Con todo ello este grupo de ciudadanos comprometidos han conseguido la paralización de la obra, (que está así desde marzo del 2011), y siguen reivindicando y trabajando por la recuperación integral del entorno.

Muchas veces a estos movimientos conservacionistas se les acusa de ir contra el progreso; barata demagogia esta argumentación, pues el progreso o la actividad económica no debe ser contraria al respeto medio ambiental y al entorno. Si no cuidamos esos pequeños rincones mágicos que todavía pueblan nuestro planeta, estaremos haciendo un muy flaco favor, a nuestros herederos y a la humanidad en general.

Desde este humilde blog, todo mi apoyo y solidaridad a ese grupo de vecinos de El Vallecillo y de la Sierra de Albarracín, comprometidos con su pueblo y su patrimonio natural.

No cejéis en vuestra lucha pues tenéis razón. Estoy seguro que ganaréis.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Amigo Óscar.- Muchas gracias por el regalo que acabas de enviar; es espléndido. Ayuda a crear esperanza que la ciudadanía se movilice por causas como ésta y que además compruebe que no son precisamente luchas estériles. Es lo que está haciendo falta a muchos niveles; también dentro de nuestra organización. Hace muy poco, como bien sabes, en Andalucía lo hemos comprobado, y ¡qué manera de comprobarlo!. Haberle cortado el paso a "Campeón Arenas" ha sido lo más lujurioso, políticamente hablando, que nos ocurrido desde hace tiempo. No nos afecta que nos llamen "incultos, domesticados, cautivos, vagos, indolentes, subvencionados, cómplices de corruptelas, analfabetos..." y todas las ñindezas que se les ha ocurrido. En este contexto recuerdo a Disraeli cuando dijo "Si el enemigo te ataca y lo hace de manera furibunda es que estas haciendo bien las cosas." Pues en esas estamos, compañero, y que les den... Un abrazo.

J. Carreño.

José Vte. dijo...

Vuelves a tus entradas "turísticas" tan entrañables. Nos permites conocer rincones difíciles de encontrar en las las rutas habituales.

Un abrazo

Anónimo dijo...

Que grande eres Oscar!! ójala hubiese mucha más gente como tu!! el mundo funcionaria mucho mejor. Un abrazo y hasta pronto.
Verónica Palacios

Anónimo dijo...

Hola Oscar:

Acaban de finalizar mis vacaciones y te agradezco este tipo de denuncias, que son las que realmente hacen falta para conservar y proteger los espacios naturales que luego tanto nos gusta disfrutar a todos.

Un abrazo y enhorabuena.



Nuño

Anónimo dijo...

Gracias Oscar, ya conocía la historia pero no sabía que había un movimiento ciudadano reivindicativo detrás de todo esto. Voy a darle difusión por la comarca que seguro que hay muchos que les apoyan, y a ver si puedo contactar con ellos para darles un apoyo más cercano y participar de sus acciones.
Oye, tu tienes contactos en la tele ¿no?...
Besos

Anna

Enrique Gil Bazán dijo...

Hola Óscar! Hace años que no voy por El Vallecillo con lo que tu entrada medioambiental me ha recordado muchas cosas. Verás, no es por hacer la puñeta pero quiero comentarte, con todo cariño, algunas cuestiones. En primer lugar no hay NADA hecho por el hombre que esté en consonancia con su entorno natural. Por ese motivo no se podrían hacer puentes, carreteras, pueblos, casas, etc... Además, ese horroroso edificio en construcción seguro que rompe el idílico paraje de la cascada, pero está edificado sobre las ruinas de un viejo molino: ¿ese sí estaba en consonancia con su entorno? Consistiría en "camuflar", hoy mejor que nunca, esa casa con materiales que difuminen su impacto visual. Los residuos que generaría ese hotel está claro que , o se reciclan y depuran antes de verterlos al río, o se eliminan y se entierran. Pero, ¿y los residuos del pueblo, dónde van? ¿Se depuran? Es más, ¿alguien se ha preocupado hasta ahora de llevar un seguimiento de cómo se tratan esos residuos? Me conozco la respuesta: NO. Hay que pensar también que el medio rural se ha abandonado por falta de medios y comodidades. Es fácil llegar hasta allí en verano, bañarse en sus maravillosos ríos y, a la vez, pedir que se conserve así para cuando vuelvas al año que viene, pues te vas después, al rato, a tu cómoda ciudad con todo a tu disposición.Hay que conservar el entorno, pero a la vez, dar salidas a gente con los mismos derechos que nosotros a prosperar y quedarse en su pueblo, sin emigrar. Sí, hay gente que piensa que los conservacionistas están en contra de todo progreso, pero sobre todo están en contra del progreso de los demás. Ellos no, ellos viven fenomenal con un trabajo ciudadano que les permite comprarse un todoterreno para ir al pueblo en verano, hacerse los interesantes, y como seguro que habrás oído muchas veces, los pobres que tuvieron que irse a un barrio marginal de Barcelona a malvivir, se atreven a decir: "¡esto en Cataluña no pasa, eh...!" En fin, perdona por el rollazo, pero una cosa es predicar y otra dar trigo. Si cumple con una seria Evaluación de Impacto Ambiental el hotel del río Cabriel, adelante con él. Exijamos todo lo exigible, pero creerse con el derecho de decir NO a todo, pues soy ecologista, aunque vivo a 300 kms. no me vale. Un abrazo.

Óscar Pardo de la Salud. dijo...

Gracias a todos/as por vuestros comentarios. Un saludo

Óscar Pardo de la Salud. dijo...

Hola Enrique, en primer lugar agradecerte que leas mi blog, que escribas en él y que además lo nombres en tus artículos, es para mí todo un honor.
Dicho esto y en relación al tema del Vallecillo, estoy de acuerdo en muchas de las cosas que dices y argumentas, incluso en el tema de las gentes que vamos de la ciudad a pasar un rato y queremos verlo al año que viene en las mismas condiciones.
Un argumento parecido me desdeñaban a mí en Torrebaja, cuando yo mostraba mis reticencias al tema del campo de golf… y entendí que en cierta medida llevaban razón.
Lo que no comparto es el tema de la construcción al lado justo del río, con los impactos medioambientales que puede conllevar.
Los basamentos del antiguo molino estaban totalmente adaptados al entorno, pues apenas quedaban restos y los que habían eran de piedra del terreno lo que lo convertían en algo bastante disimulado, pero no creo que se deba construir sobre los mismos, bajo la misma concepción de cuando se construyó ese molino en plena edad media.
Hoy la concienciación ha cambiado, a ningún alcalde se le ocurriría tirar las murallas de ninguna ciudad por crear empleo como así se hacía y se consideraba en pleno siglo XIX.
Creo que es compatible la construcción del hotel o el alojamiento rural, en un lugar próximo, pero no tanto que haga desaparecer la belleza y especialidad del lugar.
En el pueblo había mucha controversia, pero por lo que pude ver en el bar (creo que sólo hay uno) la mayoría estaba a favor de que no se construyera esa infraestructura.
En fin que como en todo, la polémica está servida.
De nuevo gracias por tu interés, por tu dedicación y por provocar la reflexión y el pensamiento. Un abrazo.

Alicia alvarez dijo...

Me han encantado las fotos, es un sitio precioso, ojalá pueda ir a visitarlo

ali los dijo...

Siempre que puede me escapo a Teruel, pero nunca he estado en el vallecillo. Un saludo

Carlos dijo...

Hola a tod@s. Me he quedado muy sorprendido por todo en general...! Primeramente, deciros que por casualidad, estuve en Albarracín justo el verano de 1999 y precisamente una de las excursiones que hicimos fué a esta fantástica cascada. Además, tengo una muy graciosa anécdota de esta excursión..., incrédulo de mí, cuando al aparcar el coche y ví esa fantástica cascada de agua con esa poza, lo primero que me vino a la mente, y no se porqué, fué el coger las aletas, gafas y tubo de bucear para sumergirme a saludar los pececillos del lugar..., JA JA JA JA.....!!! Y digo incrédulo, pues al tocar el agua en seguida me dí cuenta de la imposibilidad de mi primer pensamiento... Así que sólo me conformé con un rápido baño para en seguida enroscarme a una toalla para quitarme el helor que había cogido..., uuuuffffff.... qué agua más buenaaaaa..., y más fríaaaaa... JA JA JA JA JA....! Bueno, esto sólo es una anécdota...
Soy nacido en Badalona (Barcelona), y ahora hace unos años vivo en Sant Feliu de Guíxols (Girona). Soy profesor de Secundaria en Girona y desde 2012 estudio Ciencias Ambientales en UNED. Tengo una cosa muy clara, me gusta que todas las personas opinen y respeto sus opiniones, desde luego, y sobretodo admiro e intento apoyar el consenso para la toma de decisiones...! Tambien pienso que en la actualidad se toman demasiadas decisiones sin consultar, y además son decisiones que provocan o pueden provocar diversidad de opinión. Desde luego, lo que tengo claro es, que nadie nunca dijo que la convivencia fuese algo fácil... :-) Pero como es natural, tambien tengo mis opiniones y sobre temas medioambientales tengo muy claro cuales son mis tendencias. Sobretodo y en favor de la Humanidad pienso que se debería enfocar estos temas pensando en el beneficio y la prosperidad, y no en un mañana próximo, sinó, pensando en un futuro más lejano... Me complace realizar acciones y colaborar en cualquier proyecto o aportación que crea o vea claramente que será un beneficio común.
Y sin alargarme más, y perdonar si mi post es demasiado largo o creáis que no es el más apropiado, pienso que en general deberiamos actuar de una manera mucho más "Sostenible". Por mi parte, como véis no opino directamente sobre esta construcción en concreto, pero os puedo decir que una construcción sostenible requiere de unos materiales adecuados y un estudio sobre el impacto medioambiental... Así que, pienso que por educación lo primero que se debería hacer es la realización de un estudio por profesionales sobre la viabilidad de este proyecto, y si el proyecto lo aprobasen, se debería de consensuar con los habitantes de la zona para que de forma global se apruebe o se deniegue dicho proyecto.
Yo no puedo opinar, o no veo que sea lo más indicado dar mi opinión en cuanto a la construcción o no de este hotel, pienso que unos profesionales y los habitantes de la zona son los que tienen que dar o aprobar la viabilidad de este proyecto.
Otra cosa sería dar mi opinión en cuanto si me gusta o no que construyan en este lugar este hotel. Y si acaso esta opinión, si me permitís, me la reservo, aunque supongo que os podréis imaginar cual debe ser...!
Muchas gracias por este artículo, Óscar, perdona si mi intromisión no ha sido la adecuada y de serlo así puedes eliminar mi post, sin problema, y sobretodo, intentemos mejorar nuestro entorno y cuidar más nuesto Medio Ambiente...
Saludos.