miércoles, 26 de octubre de 2011

¿INFORMADORES O ENERGÚMENOS?


Hace unos días el periodista José María Izquierdo administrador y autor del blog más visitado de España (http://blogs.elpais.com/ojo-izquierdo/), presentó un nuevo libro cuyo título ya es bastante aclaratorio sobre la temática del mismo “Las mil frases más feroces de la derecha de la caverna”.

Portada del libro

Y recoge sin más las lindezas de un elenco de no profesionales de la comunicación, que amparándose en el buen nombre del periodismo, se dedican a difamar, despreciar y desprestigiar a todo aquel que piense distinto a ellos.

Desde luego el centro de la diana de este elenco de “buenas personas” ha sido durante muchos meses el Presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero; ahora el objetivo, son los nacionalistas, el movimiento del 15 m, y desde luego el candidato del PSOE Alfredo Pérez Rubalcaba.

Y es que algunos conocidos comunicadores de nuestro país han hecho de la descalificación y el ataque despiadado su marca de distinción, mostrando un radicalismo fóbico hacia todos los “analfabetos” que piensan en otra España que no sea la que ellos tienen estructurada en la cabeza.

Algunas lindezas destinadas hacia el Presidente Rodríguez Zapatero son: “el presidente compresa”, “la mayor calamidad que ha tenido España” o que “sólo verle provocaba una insoportable mezcla de náusea y repugnancia”

La lista es larga. “Jamás pensé –dice uno- que acabara vendiendo literalmente a nuestros hijos”. “Quienes lo conocen bien –añade otro, dando muestras de información privilegiada- aseguran que el resentimiento es el rasgo constitutivo de su carácter… Bajo su fachada afable, esconde unos sótanos de bilis retenida que dan pavor”. Abierta la veda, los apocalípticos parecen competir entre sí por ver cuál la dice más gorda, y Zapatero es calificado sucesivamente de “canalla iluminado”, “energúmeno perturbado”, “personaje iluminado, carente de sentido común, de cordura y de principios”, o “ser amoral, inepto y, además, cobarde”.

Aunque como os decía el podio del más insultado por estos personajes, en estos momentos está reñido con el candidato Pérez Rubalcaba, del cual han soltado lindezas como es “malo, malísimo”, “un malvado de verdad”, “guante de percal en mano de trilita o de titadyne, el explosivo del 11-M”… Uno de estos hombres de la caverna se pone literario y aprovecha la inicial de su apellido; y le sale esto: “Represor, Rastrero, Renegado, Rencoroso, Ridículo, Repulsivo, Ruin, Rufianesco, Reptil, Retorcido, Repugnante, Remalababa”. Otros, en un nuevo alarde de delicadeza, echan mano de las características físicas y de las enfermedades: “No sólo es que es viejo, feo y calvo… es que, además, es un tío malage, con mala follá”. En fin que como dice José María Izquierdo en su libro, “sólo hay una cosa peor que Zapatero y es ser Rubalcaba”…

Este elenco de frases dan muestra de la gran profesionalidad y saber estar de este grupo de personajes que trabajan en medios de extrema derecha y que por desgracia muchos ciudadanos le dan rigor y confianza, observando a simple vista que ni tienen rigor ni son dignos de otorgarle confianza alguna.

El periodista José María Izquierdo con esta obra pretende recoger sin juzgar el griterío de la extrema derecha, donde el único juzgador sea el lector.

Concluyo este post, indicando que me quedo con todos esos profesionales que dan buen nombre al periodismo, que otorgan contenido al derecho de información, a la libertad de expresión y que con su buen hacer dignifican al periodismo.

Y mi repulsa que se traduce en por supuesto no consumir los productos (radio, prensa o televisión), que dan cobijo a estos desde luego malos informadores, que por sus formas y actitudes cabría más calificarlos como energúmenos en vez de informadores.

4 comentarios:

Las mil frases más feroces de la derecha de la caverna. dijo...

Agradecemos tus comentarios y referencias al libro, saludos.

Antonio Rodriguez dijo...

La derecha y sus voceros cuando no gobierna, solo piensa en el insulto y en crispar la política.
Salud, República y Socialismo

Jose Vte. dijo...

Suelo escuchar todas las mañanas su espacio en las noticias de la Ser. Serían ridículos chascarrillos de gente llena de odio y rencor, sino fuera unmensaje tan dañino el que lanzan estos psudoperiodistas.

Un abrazo

EnriqueGil dijo...

qué buen post Oscar, esta bien tener recogidas todas esas cariñosas frases... yo creo que en una sola tarde de Intereconomía también puedes encontrarlas todas! :D

un abrazo tío!